LUENDI_PEDRO CHAMORRO

N.º de producto: MP020048

En existencias

48,40

El precio incluye el IVA



Autor: Pedro Chamorro

Para Orquesta de Plectro

3 movimientos: Geografía, Padre y La Tabla

Guión + particellas (8 instrumentos)

 

Si quieres escuchar cómo suena pincha AQUÍ

 

LUENDI

 

Luendi, fue mi primer colegio en Madrid. Estudié en él desde párvulos hasta 1º de bachiller, pasando por los estudios de EGB (Enseñanza General Básica), así denominados por aquel entonces, equivalentes a los estudios obligatorios actuales de la ESO. El Bachiller, lo estudié en otro centro dotado de medios educativos y didácticos más adecuados.

 

Confieso que nunca me gustó ir a Luendi. Las prácticas educativas que recibía de los profesores, en general, me producían angustia y ansiedad, debido a los castigos y violencia que empleaban en el aula. Todo fue cambiando paulatinamente en el tiempo a medida que me acercaba a mi especialidad con auténtica vocación: la música, donde con los años conseguí graduarme en los Conservatorios y doctorarme en la Universidad.

 

Luendi (la obra musical), como idea surgió hace mucho tiempo. Siempre ha estado en mi “recámara creativa”. Por fin, aprovechando el oportuno encargo de composición musical que me propusieron los amigos de ConTrastes-Rioja, decidí crear, escribir y describir de manera programática mis recuerdos y sentimientos infantiles vividos en mi primer colegio.

 

En esta obra he querido plasmar mi infancia temprana, temerosa pero divertida, mezcla de desasosiego y felicidad. En aquellos tiempos, las circunstancias fuera de mi hogar eran malas, porque jugué y aprendí en un barrio y colegio sumamente hostiles, mis compañeros de clase, en general, no venían a clase con buenos valores familiares. La música, el apoyo incondicional de mis padres y mi maestro musical me sacaron de ese barrio y colegio que hoy recuerdo con nostalgia.

 

El primer movimiento de la obra lo denomino Geografía. En él utilizo la cantinela que producíamos al unísono toda la clase cuando cantábamos: “España limita al norte con el mar Cantábrico los montes Pirineos que nos separan de Francia…”. Es uno de los temas esenciales que componen este movimiento concebido en forma sonata.

 

El segundo movimiento, Padre, pretendía ser un desarrollo sobre otra entonación, la que obligatoriamente hacíamos al entrar y salir de clase rezando, es decir, el Padre nuestro. Así comienza, pero desgraciadamente durante el trabajo compositivo, mi padre enfermó gravemente durante dos meses y falleció. Quise cristalizar esos terribles momentos y hacerle una ofrenda. Comienza en la introducción con el tema del Padre nuestro, continuando con un coral que desemboca en una perseverante y obstinada marcha hacia el triste abismo de su final, donde el tiempo de su vida va acabando e, irremediablemente, llega a una dolorosa expiración.

 

El último movimiento, La tabla, en contraste con el anterior es un recuerdo muy alegre sobre el cántico infantil que entonábamos para aprender matemáticas. La forma musical elegida para ello es el rondó. Tiene muchísimas reminiscencias de jubilosas danzas castellanas inventadas por mí, mezcladas y combinadas con el canto infantil de la entrañable tabla de multiplicar.

 

                                       PEDRO CHAMORRO

Examine también estas categorías: Página de inicio, Ediciones MundoPlectro, Orquesta de Plectro